Monografías
Publicar | Monografías por Categorías | Directorio de Sitios | Software Educativo | Juegos Educativos | Cursos On-Line Gratis

 

Azúcar en la República Dominicana parte 2 - Monografía



 
DESCARGA ESTA MONOGRAFÍA EN TU PC
Esta monografía en formato html para que puedas guardarla en tu pc e imprimirla.



Vínculo Patrocinado




Aquí te dejamos la descarga gratuita
Nota: para poder abrir archivos html solo necesitas tener instalado internet explorer u otro navegador web.




5. LA COMERCIALIZACIÓN DEL AZÚCAR Y SUS MERCADOS



La producción del azúcar dominicana se comercializa en tres mercados fundamentales: mercado local, mercado preferencial norteamericano y mercado mundial.

En el ámbito de la comercialización externa el mercado norteamericano está sujeto al sistema de cuotas, de acuerdo con el cual hay un acceso limitado de los volúmenes de azúcar desde los países productores a los Estados Unidos. En el mercado mundial se originan fuertes fluctuaciones en el nivel de precio, que alternativamente afectan a productores y consumidores de acuerdo con las variaciones cíclicas de los precios.

Dados los altos costos de la producción nacional y los deprimidos precios del mercado mundial, para los productores nacionales los mercados más atractivos son el local, que funciona en base a un régimen de protección con precios muy por encima a los del mercado internacional y el mercado preferencial norteamericano que funciona en base a cuotas y con precios protegidos.

Una característica del mercado ha sido la significativa cuota del país en el mercado preferencial de los Estados Unidos, de cuyo volumen ha correspondido al CEA un 60%, proporción equivalente a su participación en la producción nacional de azúcar en los años “normales” de la empresa y cuando el azúcar constituía el principal renglón generador de divisas.


5.1  El Mercado Azucarero: Oferta y Demanda


Un aspecto importante a destacar en la caracterización en la industria azucarera nacional de hoy, es que, debido al peso de los ingenios del sector estatal en el conjunto de productores, el deterioro sufrido por éstos a partir del año 1986, explica en gran medida la caída de todos los indicadores de producción y eficiencia de la agroindustria en su conjunto.

En el gráfico No. 1, se observa que los ingenios del Consejo Estatal del Azúcar, de número uno por volumen de producción, pasaron al segundo puesto, siendo sustituido como productor principal por el grupo privado de La Romana, el cual conjuntamente con los también privados ingenios del grupo Vicini, han cubierto parcialmente el déficit de producción generado por los ingenios estatales.

100257.gif

En cuanto al repunte observado en el referido gráfico de la producción a partir del 95, en el caso de los productores privados, y del 96, en caso de los ingenios del CEA, fue el resultado de los programas de renovación y fertilización de los campos azucareros, llevado a cabo por los primeros y el cumplimiento a lo largo de la zafra azucarera del convenio de pago contra entrega a los colonos, así como el aumento de un 33.1% en el precio de la tonelada métrica de caña cortada, por los segundos.

Por otra parte, aunque la producción de la industria azucarera nacional de hoy, comparada con la de los años 70 y primer lustro de los 80, haya  declinado en aproximadamente un 50% y su aporte al Producto Bruto Interno se haya reducido a poco menos del 2% (ver cuadro No. 1), todavía mantiene una importancia capital para el país, tanto en lo económico como en lo social.

5.2 Aportes de la Industria Azucarera al PBI



Producto Bruto Interno
(En millones RD$, a precios de 1970)
Cuadro 1
100258.gif

En la actualidad el aporte del sector azucarero al mercado laboral, es de 80,000 empleos directos por año, incluidos los fabriles y los agrícolas; más 40,000 empleos generados por los colonos, lo cual constituye cerca del 50% de todos los puestos de trabajos creados por el sector manufactura en su totalidad. A esta cantidad de empleos directos, hay que sumar el gran número de empleos indirectos que se generan fruto del efecto multiplicador que el impacto de la actividad azucarera produce en la economía nacional.

En otro orden, aunque las exportaciones del azúcar han venido reduciéndose también, la industria azucarera todavía constituye una importante fuente de divisas, al contribuir con aproximadamente el 20% (ver cuadro No. 2) del valor de las exportaciones totales del país.

Valor de Exportación Total Nacional
Vs. Exportación de Azúcar
(US$ millones)
Cuadro 2
100259.gif

Fuente: INAZÚCAR


5.4 Producción y Comercialización del azúcar en la República Dominicana en los últimos 7 años.



Periodo 1995


El consejo Estatal del Azúcar (CEA), manejaba para 1995 los ingenios del país. En lo que respecta a los ingenios del CEA, al reducirse progresivamente su producción el aporte de caña proveniente de colonos ha crecido en su proporción del total.

La producción global desciende sistemáticamente con un gran salto hasta llegar a 211,786 toneladas cortas. En el periodo 1995, al final del cual las restricciones financieras lo llevaron a un cierre virtual. Este volumen representa un 22.5% del máximo producto obtenido en 1976, y revela el efecto acumulado de la falta de atención adecuada a los factores productivos, así como a una pobre ética administrativa.

Periodo 1996-1997


El CEA entró en un círculo vicioso. Para el 1996 la producción se deterioró, llegando a solo 196,826 toneladas métricas de azúcar, es decir, una caída del 77% en un periodo de 10 años en los ingenios del estado.  Mientras, los ingenios del sector privado mantenían su nivel de producción al mismo nivel en términos absolutos aumentando su participación en términos relativos.

Para el 1996, el Centra Romana y los ingenios pertenecientes al grupo Vicini produjeron 415,108 toneladas de azúcar, equivalentes a 67.83% del total de la producción del país, es decir, por cada tonelada de azúcar que produjeron los ingenios del estado, los del sector privado produjeron 2 toneladas.

En el periodo 1996-1997, bajo el gobierno de Leonel Fernández, se inicia un proceso de rescate, realizándose una zafra que logra elevar la producción a 250,000 toneladas cortas e iniciar la reorganización del complejo. En este contexto se promulgó, en 1997, la Ley General de Reforma de la Empresa Pública (Ley No. 141-97), mediante la cual se autoriza la capitalización del Consejo Estatal del Azúcar (esta situación se expondrá en detalles en el capitulo 7). Para 1997, la producción del azúcar de los ingenios del estado se incrementó a 233,326 toneladas métricas, Central Romana produjo 386,466 toneladas métricas y la casa Vicini 67,365 toneladas.

Periodo 1998-1999



La causa fundamental de los recesos febriles, ha sido la falta de materia prima (caña) y en algunas circunstancias por fenómenos atmosféricos como lo fuera el huracán George en 1998, combinado por grandes dificultades financieras de la empresa estatal del azúcar. Por esta razón el año de 1998 la producción de azucares en el país se vió afectada con relación al 1997 en un 35%.

En 1998 los ingenios de la casa Vicini obtuvieron un total de 67,395 toneladas métricas, fueron los únicos que aumentaron su producción, ya que los estatales se quedaron en 163,671 toneladas métricas, mientras el Centra Romana disminuyó su producción en un 38% con relación al 1997, quedando solo en 1998 una producción de 279,061 toneladas. Para este año la producción azucarera fue de 510,127 toneladas métricas valor-crudo.

En el año 1999, la producción de azúcar tiene un avance lento. El azúcar refino en la zafra 1999-2000 fue producido solamente por el Central Romana; en toneladas cortas, en 1999, hubo una producción de 380,014. Los ingenios Boca Chica y Río Ozama no produjeron zafra para ese año.


Periodo 2000-2001



La producción de azúcar crudo registró un crecimiento de 7.6% influenciado por otros factores. Este comportamiento no fue más significativo debido a que el Consorcio Azucarero del Caribe (CONAZUCAR) paralizó sus operaciones. Por su parte, el azúcar refino experimentó un crecimiento de 2.8% fruto de la extensión del periodo de molienda por un mes.

Volúmenes de Producción de Azúcar
Enero-Septiembre 2000-2001.

100260.gif
La industria azucarera ha enfrentado dificultades en la zafra 2001. La zafra 2000-2001 tuvo un resultado de 514,319 toneladas cortas de azúcar, un poco menos que las 516,251 toneladas de la molienda anterior, para una diferencia negativa de 0.37%.

Según datos del Instituto Azucarero Dominicano (INAZUCAR) los ingenios Consuelo, Boca Chica, Ozama, Río Haina y Quisqueya tuvieron una caída estrepitosa en cuanto a la caña molida, la producción de azúcar, melaza y Fulfural en comparación con la molienda anterior.

El azúcar crema producido por esos ingenios, pertenecientes al Consorcio Azucarero del Caribe, en el periodo 1999-2000, fue de 58,828 toneladas métricas, mientras que en el 200-2001 solamente lograron 16,623, es decir, un decremento de 71.7%. Esto evidencia que todavía esos centrales no han superado los lastres heredados del tiempo en que pertenecían al Estado.

Del total general de azúcar crema en la reciente zafra el Central Romana logró reducir 204,800 toneladas cortas; el grupo Vicini, 75,651; el Central Azucarero del Este, 48,767; Pringamoza unos 22,304; el Consorcio Azucarero Central, 12,466 y la procesadora de Caña Orgánica Cruz Verde, 1,073 toneladas cortas.

De acuerdo con las estadísticas de INAZUCAR, en los dos periodos analizados el azúcar refino solamente fue producido por el Central Romana, con un volumen de 130,787 toneladas cortas en el 200-2001, y de 131,255 en el 1999-2000.

En la última molienda no participaron los ingenios Santa Fe, del Central Azucarero del Este; Motellano y Amistad, del Consorcio Agroindustrial Cañabrava. En la producción anterior quedaron fuera los ingenios Quisqueya, Ozama, del Consorcio Azucarero del Caribe; Santa Fe y Amistad.

En los anexos se presentan varios cuadros que muestran las últimas producciones por ingenios, en toneladas métricas y toneladas cortas.

6. POLÍTICA DE IMPORTACIÓN



De acuerdo al Decreto de zafra No. 576-96, 14 Noviembre de 1996, el Instituto Azucarero Dominicano, en coordinación con la Secretaria de Estado de Industria y Comercio, debe tomar las providencias de lugar para que se puedan importar las cantidades de azúcares necesarias para satisfacer la demanda doméstica.

El tratamiento arancelario que se aplicara al contingente de importación de azúcar será el arancel vigente en la Ley No. 14-93, que consigna un 15% más el 8% de ITBI para el azúcar crema, y un 20% más el 18% de ITBI para el azúcar refino.

Las condiciones y requisitos a las que deben someterse las soluciones de permisos para la importación de azúcar son las siguientes:

a.    Las soluciones deberán ser sometidas por escrito a la Secretaria de Estado de Industria y Comercio, mediante formularios para tales fines, apartando los datos y la documentación requerida, incluyendo el tipo de azúcar, cantidad a importar, procedencia de la misma, puerto y fecha esperada de ingreso.

b.    Las solicitudes serán hechas a nombre de empresas o asociaciones legalmente constituidas en las Secretaria de Industria y Comercio.

c.    Los permisos de importación perderán vigencia cuando no se haya depositado a tiempo el contrato correspondiente o por no haber ingresado el azúcar al país dentro del semestre autorizado.

Para la Dirección General de Aduanas determinar el tipo de azúcar que se está importando debe cumplir con las siguientes especificaciones:

1002611.gif

7. CONSEJO ESTATAL DEL AZÚCAR (CEA)



El 19 de agosto de 1966, mediante Ley No. 7, se crea el Consejo Estatal del Azúcar (CEA) como organismo autónomo, cuyo objetivo es la coordinación y el eficiente funcionamiento de los ingenios del Estado. En sus inicios el CEA administraba 12 ingenios, de los dieciséis que exiten en el país, el resto era propiedad privada.

7.1  Proceso de Privatización



En los años finales de la década de los 80, el CEA inició un proceso de diversificación que culminó con la desaparición de los ingenios Esperanza y Catarey, y con gran parte de sus tierras arrendadas a consorcios privados o transferidos al Instituto de Reforma Agraria.  En ambos espacios se crearon, además, sendos parques de zonas francas industriales que permanecen en control del CEA.

La grave situación por la que atravesaba la Industria Azucarera Estatal dió como resultado la búsqueda de la alternativa de privatización como única salida a ésta crisis. Un equipo técnico del CEA y de la Comisión de Reforma          de la Empresa Pública (CREP) ponderó las ventajas y las limitantes de las diferentes modalidades contempladas en la Ley General de Reforma de la Empresa Pública (Ley No. 141-97), llegando a las siguientes conclusiones:

- Dado que el activo principal del CEA era su extenso patrimonio inmobiliario, se descartó las modalidades de venta o traspaso, dadas las implicaciones socio-económicas que ello implicaría.

- Dadas las condiciones de deterioro que presentaba el CEA, las características cíclicas de la producción de caña y el tiempo necesario para recuperar la fase agrícola, se requería: a) La urgente solución al acceso de inversión y gerencia privada y, b) la agilidad máxima en la toma de decisiones en la etapa de recuperación.

Estas condiciones señalaron el arrendamiento como la modalidad más apropiada para la capitalización del CEA, pues presentaba una mayor flexibilidad para concluir en un contrato satisfactorio, en función de los objetivos perseguidos.

El Poder Ejecutivo, luego de ponderar las recomendaciones del equipo emitió el Decreto No. 180-99, el 30 de Junio de 1999, en virtud del cual se adoptó el arrendamiento como la modalidad a través de la cual se procedió a la reforma de la actividad azucarera del Consejo Estatal del Azúcar, en los ingenios Amistad, Barahona, Boca Chica, Consuelo, Montellano, Ozama, Porvenir, Quisqueya, Río Haina y Santa Fe.

Luego de un proceso complejo, se dió lectura al informe de la Comisión Evaluadora, en el que se habilitaron los proponentes para participar en las ofertas económicas. Como resultado de ese acto, fueron adjudicados los diez ingenios, como se detalla:

100262.gif

Culminada la primera zafra con la privatización (2000-2001), la empresa CONAZUCAR confrontó problemas económicos y negoció con el Gobierno el traspaso de sus cinco ingenios. La Central Azucarera Consuelo adquirió los derechos de dichos ingenios (Río Haina, Ozama, Boca Chica, Consuelo y Quisqueya), no obstante esta empresa devolvió los ingenios Ozama y Río Haina al Gobierno. El CEA, a través de la gerencia de activos financieros, realiza la labor de supervisión de los ingenios arrendados y vela por el cumplimiento de los contratos con las empresas arrendatarias. Los ingenios del CEA que tuvieron molienda en la zafra 2001-2002 fueron: Porvenir, Consuelo, Barahona, Boca Chica y Montellano.

7.2 Perspectivas del CEA



La estructura productiva azucarera de los ingenios del CEA tiene varios factores que permiten augurar una situación rentable, siempre y cuando medie una gestión de alto nivel que pueda conjugar eficientemente los componentes básicos a incorporar como actividad económica: recursos, tecnología y capacidad administrativa y técnica.

El primer factor es la baja producción actual, en relación con su capacidad nominal y los hitos de producción alcanzados. Como este hecho se debe al deterioro de los factores productivos (plantaciones, factorías e infraestructura) su rápida recuperación es previsible en un plazo máximo determinado por la recuperación y reordenamiento de cañaverales.

En segundo término, la vigencia del sistema de cuotas del Gobierno de los Estados Unidos de América, asegura una parte alícuota de la misma a cada ingenio o unidad de negocios conformada para la reforma.

Otro factor de indudable valor está en las posibilidades de diversificación que estarán asequibles a los socios-administradores que asuman su control.  La diversificación posible, en el marco de las condiciones de los mercados, incluye nuevas producciones agropecuarias, integración vertical y agroturismo, entre otras.

En lo que respecta a la rehabilitación agrícola, cabe señalar que algunos ingenios disponen de infraestructura de riego y drenaje subutilizadas actualmente, con deterioro físico pero susceptible de incorporarse plenamente a una producción organizada.  Los suelos de algunos ingenios presentan además una capacidad productiva de amplias posibilidades para diversificación y la disponibilidad de la Estación Experimental DUQUESA pondría al servicio de los inversionistas un valioso instrumento para el apoyo científico - tecnológico de agronomía y cultivos.

CONCLUSION



A pesar de la triste realidad con que nos enfrentamos al momento de realizar la presente pesquisa, de saber que la industria azucarera actualmente esta sumergida en una profunda crisis llegando a producir incapacidad de autosuficiencia, la misma, en sus tiempos de auge, ha jugado un papel sumamente importante en el desarrollo de la economía dominicana.

Es indiscutible  que los nuevos bríos de modernización y globalización en nuestro país quiera acaparar otras actividades en las cuales muchas veces no se esta preparado. A nuestro entender la apertura de mercados que pondera la globalización es o debe ser de acuerdo a las posibilidades de cada país, especializándose en lo que realmente puedan trabajar. En la Republica Dominicana, faltan incentivos para modernizar y mejorar la industria azucarera, a fin de reducir costos en la producción y evitar la importación.

La privatización no ha sido del todo negativa, hasta cierto punto a ayudado a mejorar la situación donde se encontraban los ingenios estatales.   El CEA, a través de la gerencia de activos financieros, realiza la labor de supervisión de los ingenios arrendados y vela por el cumplimiento de los contratos con las empresas arrendatarias. Sugerimos pues, que se invierta más y concientemente en esta actividad, ya que somos un país tradicionalmente productor de azúcar y existen muchas personas capaces de volver hacer resurgir la industria, mejorando nuestra posición de exportación a nivel internacional.

GLOSARIO



1.    Azúcar: Su nombre científico es sacarosa. Es una sustancia formada por un hidrato de carbono, blanco, sólido, cristalizable, muy dulce, que se encuentra en el jugo de muchas plantas, se extrae especialmente de la caña de azúcar y de la remolacha.
2.    Bagazo: Residuo de la caña luego que se exprimen para sacarles el zumo.
3.     Cachaza: Primera espuma del zumo de la caña cuando empieza a cocerse.
4.    Molienda: Temporada que dura para moler la caña de azúcar.
5.    Tacho: Son recipientes al vacío donde se lleva a cabo la cristalización de la caña de azúcar.
6.    Terrones: masa pequeña de azúcar que se forma cuando la misma esta húmeda. Para evitar este efecto la azúcar debe tener aproximadamente 0.05% de humedad.
7.    Tonelada Métrica: Es la unidad con que se pesa la azúcar. Una tonelada métrica es igual a 22 quintales.
8.    Zafra: Cosecha de la caña dulce. Fabricación del azúcar de caña y de remolacha. Tiempo que dura esta fabricación.

BIBLIOGRAFÍA



1.    El Territorio Dominicano, Luis N. Molina, Ed. Edime, S.A.
2.    Boletín del Instituto Dominicano de Investigaciones Agropecuarias y Forestales IDIAF; Centro de Investigaciones de la Caña de Azúcar CENICA, Marzo 2003.
3.     Enciclopedia ENCARTA 2002, Microsoft 2002.
4.    Instrumental Para el Estudio de la Economía Dominicana de 1947 a 1995, Adolfo Martí Gutiérrez.
5.    Boletín Informativo del Consejo Estatal del Azúcar.
6.    Boletín de INAZUCAR.
7.    Boletín del Centro Dominicano de  Promoción a la Exportación CEDOPEX.
8.    Internet.

LA INDUSTRIA AZUCARERA EN LA REPÚBLICA DOMINICANA



DELIMITACIÓN DEL TEMA



Nuestro trabajo, tratando de seguir lo más fielmente posible los pasos del proceso de investigación, ha delimitado el tema temporalmente, de 1980 al 2002, aunque obviamente hacemos referencias en algunos puntos a años anteriores a los que abarcamos.

PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA



Ante el visible cambio que se ha producido en nuestra economía, actualmente economía de servicios, estamos frente a la interrogante: ¿Por qué la Industria Azucarera, luego de constituir la principal actividad económica, incidiendo notablemente en sus aportes al PBI, se encuentra en crisis en los últimos años?

El impacto que ha producido la decadencia de esta industria en nuestra economía es sin lugar a dudas efectivo, pues aunque ahora los ingresos provengan mayormente de los servicios de turismo, remesas y zonas francas, ninguna de las tres son estables, están influenciadas por factores externos, que lo que provoca una grave inseguridad económica en el país; una situación no se percibía en los tiempos cuando la industria azucarera era el mayor centro de comercio nacional. Con sus altas y bajas pero era mucho mas sólido que las actuales actividades a las que nos estamos dedicando.

OBJETIVOS



General



1.    Definir los aspectos más relevantes que han evidenciado el descenso de la actividad azucarera en la Republica Dominicana.

Particulares

1.    Mostrar los efectos que ha tenido el sector azucarero en la economía dominicana.

2.    A través del estudio, incentivar la inversión en la industria azucarera, para eliminar los costos de producción, a fin de reducir las importaciones.


HIPÓTESIS


1.    La Industria Azucarera esta en ruina, prácticamente, en la actualidad debido al manejo político con que estuvo operando en las ultimas décadas.
2.    La Industria Azucarera ha ido decayendo porque los aparatos de las factorías están en estado de deterioro.
3.    La privatización del CEA se realizó con los fines de rescatar o mejorar las precarias condiciones en que estaban los ingenios estatales dominicanos.

 Autor:

Yessica N. Hernandez Jimenez





Creative Commons License
Estos contenidos son Copyleft bajo una Licencia de Creative Commons.
Pueden ser distribuidos o reproducidos, mencionando su autor.
Siempre que no sea para un uso económico o comercial.
No se pueden alterar o transformar, para generar unos nuevos.

 
TodoMonografías.com © 2006 - Términos y Condiciones - Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons. Creative Commons License